Preocupación por los centros médicos rurales en Aragón

Centrodesalud-aragon-ruralLa crisis ha traído una caída en los ingresos de las Administraciones, lo que ha ocasionado y se ha traducido en abundantes recortes presupuestarios. Pese a ello, los municipios están resistiendo e intentan dar los mismos servicios con las mismas condiciones a sus ciudadanos, acentuando la colaboración interinstitucional para poder salir de esta situación aunando esfuerzos. Por ello, desde las zonas rurales se intenta luchar contra lo que podría llegar a ser la desaparición de centros de salud del medio rural, según indican desde Fedivalca.

Por ello, en relación con la situación creada, Oscar Lorente, presidente de Fedivalca, expone que “se quiere reducir el horario de los médicos en los pueblos y no sustituirlos en vacaciones, perdiendo prestaciones desde que el Sistema Nacional de Salud fue creado en 1986. A todo esto tenemos que sumar también el copago, al que la gente mayor ha denominado “repago”, pues se está volviendo a costear lo que ya se ha pagado previamente vía impuestos”.

Según destaca el presidente de Fedivalca, “la atención primaria que nos prestan nuestros médicos de cabecera es la asistencia sanitaria esencial basada en métodos prácticos, científicamente fundados y socialmente aceptables, puestos al alcance de todos los individuos y familias, algo que no será posible para quienes no posean medios aceptables en el medio rural”.

Todos estos hechos han traído consigo que durante el mes de agosto, el más concurrido del año, los médicos de muchos municipios hayan tenido que desdoblarse con otros, originándose una situación que se puede seguir repitiendo en el futuro, ya que no se contrata personal para sustituciones, indican desde Fedivalca.

Y lo más grave es que estos puestos de trabajo pasan a denominarse “plazas a resultas”, lo que quiere decir que si el médico o el ATS se jubila o traslada, la vacante ya no se cubrirá, añaden.

Por todo ello, el presidente de Fedivalca solicita la derogación del Real Decreto Ley 16/2012, de medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud y mejorar la claridad y seguridad de sus prestaciones e insta al Gobierno de España a dialogar con las fuerzas políticas, agentes sociales y Comunidades Autónomas para alcanzar un gran acuerdo manteniendo los principios establecidos en la Ley General de Sanidad de 1986.

Asimismo, Óscar Lorente solicita del Gobierno de Aragón que mantenga los consultorios locales con sus facultativos médicos en el horario habitual de 9.00 a 14.00 horas y apoya a todos los profesionales del Centro de Salud de Cariñena por su excelente trabajo en el desarrollo de sus funciones a pesar de la presión y los recortes laborales y económicos a los que están siendo sometidos, pues su labor redunda en la sostenibilidad de los municipios con menor número de habitantes.

Además, solicita que se publiquen las listas de espera, “ya que están aumentando escandalosamente pasando de 312 en junio del 2011 a 2.900 en el mismo mes de 2013, todo como consecuencia del recorte en el presupuesto de Sanidad del 20%, un 6% más que la media de España que fue del 14%”.

 

No al cierre de los servios de salud mental en Aragón

Diferentes asociaciones de vecinos, colectivos de familiares de enfermos, plataformas en defensa de la sanidad pública, asociaciones profesionales, partidos políticos y otros colectivos ciudadanos se concentrarán hoy, a partir de las 19.00 horas, en el Paraninfo para manifestar su rechazo a la medida, anunciada por la consejería de Sanidad del Gobierno de Aragón, de cerrar las unidades de salud mental ubicadas en el el Área II.

La decisión supone el traslado del personal y de los pacientes de los centros de Torrero-La Paz, San José, Las Fuentes y Casablanca al centro de salud de Valdespartera, y los del centro de Rebolería al de Sagasta. “Esta medida fue adoptada sin tener en cuenta la opinión del consejo asesor de Salud Mental ni de los familiares de los enfermos. Hoy se cumple un mes de nuestra petición de entrevista con el consejero Oliván y todavía no hemos recibido respuesta”, señalaron los afectados en un comunicado.

Oliván castiga la sanidad de los vecinos de Teruel

¿Quién se lo cree? Oliván subraya que “no hay motivo económico, sino técnico” para no iniciar las obras del nuevo hospital de Teruel

Una nueva mentira de Oliván para intentar explicar los motivos para no terminar y abrir el nuevo Hospital de Teruel. Sin duda Oliván parece querer castigar a los vecinos de Teruel que durante tanto tiempo han estado reclamando esta obra.

Este parece ser un nuevo paso de Oliván y su responsable de Sanidad en Aragón, Antonio Villacampa Duque que no se muestran muy sensibles son las necesidades de los ciudadanos de Aragón.

Noticia completa:

Oliván castiga la sanidad de los vecinos de Teruel

La oposición cree que la paralización del proyecto responde a una “estrategia para no hacer las obras” por motivos “contables”

ZARAGOZA, 3 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El consejero de Sanidad, Bienestar Social y Familia del Gobierno de Aragón, Ricardo Oliván, ha subrayado que “no hay motivo económico, sino técnico” para paralizar las obras del nuevo hospital de Teruel, tras confirmar tres informes la necesidad de reforzar las medidas de seguridad del proyecto de construcción por riesgo sísmico.

   Así lo ha señalado en una comparecencia en el pleno de las Cortes de Aragón, solicitada por el PSOE, y ha recalcado que tuvieron el primer informe técnico en abril, del catedrático de Ciencias de la Tierra de la Universidad de Zaragoza, José Luis Simón, que implicaba “la modificación sustancial en cimentación, estructura, fachada e instalaciones”, para preguntarse “qué hubieran dicho ustedes si hubiéramos parado las obras sin contrastar con nadie más” este estudio.

Por eso, era “más razonable y prudente recabar información del Instituto Geológico y Minero de España y del Instituto Geográfico Nacional, “y no tuvimos la total certeza de que había problemas” hasta “finales de julio”, fruto del estudio del Geológico Minero, para apuntar que esta semana esperan recibir el informe definitivo del Instituto Geográfico Nacional, del que recibieron un avance el pasado 12 de septiembre. Todos coinciden en que el riesgo sísmico no está suficientemente valorado.

Ha añadido que la zona del Planizar, donde estaba previsto construir el hospital, “sigue siendo la primera opción con un proyecto retocado, que obligará a una inversión mayor”, pero ya “estamos buscando alternativas” por si hay que tomar otra decisión, para “adelantar cuanto antes la solución definitiva” y “no dejar pasar un segundo sin que se reanude esta inversión tan importante para Teruel”.

También ha remarcado que el proceso de adjudicación ha seguido adelante hasta ahora a partir de un proyecto del anterior Gobierno, del que ha estimado que no tenía por qué dudar hasta obtener los citados informes sobre el riesgo sísmico.

INDEMNIZACIÓN

Por otra parte, y ante las críticas de los grupos de la oposición de que la paralización responde al propósito de ahorrarse el coste de la construcción, Oliván ha querido saber “dónde está el ahorro” y ha avanzado que todavía no saben si deben pagar una indemnización por la paralización de las obras ya que todavía hay que determinar “si podremos continuar con el actual adjudicatario o empezar de nuevo el proyecto”.

En este sentido, ha anunciado que posiblemente los días 15 o 16 de octubre se realizará un trabajo de campo para conocer si existe o no basculamiento en el terreno, un dato “importante para determinar si es el terreno idóneo” o hay que buscar una alternativa.

Desde el punto de vista político, ha recalcado que el nuevo hospital de Teruel es una “inversión emblemática de este Gobierno” y un compromiso electoral, así como de la presidenta de la Comunidad, Luisa Fernanda Rudi, en su discurso de investidura, y de él mismo, y por eso “¿creen que nos apetece parar las obras”.

Respecto a la ciudadanía turolense, ha opinado que el “incumplimiento sería hacer el hospital sin estas medidas” de seguridad, que “no se habían introducido en el proyecto inicial” del anterior gobierno socialista, aunque ya en 2009 sabía que había problemas, pero “miraron para otro lado”.

Oliván ha sostenido en este punto que es “grave haber actuando con negligencia a sabiendas”, como se pone de manifiesto en las preguntas formuladas en marzo de este año por la diputada del PSOE, Maite Pérez, “donde reconoce implícitamente los problemas del Planizar y que era necesario hacer un informe”.

ESTRATEGIA

La diputada del PSOE, Maite Pérez, ha lamentado las “falsedades e interpretaciones” del consejero sobre un proyecto que “se hizo con las medidas de seguridad que exigía la normativa” y ha estimado que la actuación de Oliván responde a una “estrategia diseñada para no hacer las obras del nuevo hospital y, sobre todo, en el Planizar”.

“Nos han metido”, “nos han asustado”, le ha espetado, para argumentar que “si tiene voluntad, adapte el proyecto y comience” porque “si hubiese iniciado las obras cuando era su obligación, nos habría ahorrado esta literatura y faltaría menos para que los turolenses tuvieran un hospital necesario” ya que “el actual tiene más de 60 años”.

La diputada de CHA, Nieves Ibeas, ha pedido, por una parte, al Gobierno que también tenga en cuenta los informes técnicos en otros proyectos, como los relativos al fracking y al recrecimiento de Yesa, para estimar que este es “un problema contable” porque “tienen un problema con el déficit y aquí rascan 13 millones porque cinco se los deberán dar a Acciona”, empresa adjudicataria, para preguntarse por qué siguió adelante con el proyecto cuando en enero ya tuvo conocimiento de que podía haber problemas sísmicos.

La diputada de IU, Patricia Luquin, ha argumentado que Oliván ha sembrado “incógnitas”, frente a las “certezas” de que “el hospital no estará en tiempo y forma”, se “dilata en el tiempo” el inicio de las obras, previsto para el pasado mes de septiembre, y “hay responsabilidad política y en la gestión” porque “incumple” con Teruel y “se ahorra 18 millones de euros”.

SOLUCIONAR EL PROBLEMA

El diputado del PAR, Joaquín Peribáñez, ha señalado que la construcción del nuevo hospital es “necesaria” y por eso ha abogado por “solucionar el problema”, “dar los pasos para la ejecución del hospital” y poner en marcha las obras, para comentar que “la falta de actividad laboral en la zona se paliaría de forma importante con esta ejecución”.

La diputada del PP, Carmen Susín, ha opinado que la comparecencia se enmarca en “una maniobra del PSOE para intentar arrastrar unos pocos votos en la ciudad de Teruel”, para preguntarse por qué los socialistas dirigieron dos preguntas al Departamento de Sanidad en marzo de 2013 “sobre si tenía previsto incorporar las recomendaciones del profesor Simón, que ustedes habían desestimado” en el año 2009 y “si se iba a contar con la Universidad de Zaragoza” en esta cuestión.

Captura de pantalla 2013-09-11 a la(s) 08.25.56

CHA: Aragón está dando un “gran paso atrás” en salud mental

La portavoz del grupo parlamentario de Chunta Aragonesista (CHA) en las Cortes de Aragón, Nieves Ibeas, ha criticado que se está dando un “gran paso atrás” en materia de salud mental con el cierre de cuatro unidades y su traspaso a dos centros.

Ibeas ha señalado que esta reforma, a la que el consejero de Sanidad, Bienestar y Familia, Ricardo Oliván, “llama reorganización” está basada en “falsedades” al señalar que “no es cierto que se vaya a mejorar la calidad de la asistencia sanitaria, ya que no se puede mejorar disgregando la atención primaria y alejando al enfermo de su médico habitual”.

Mas información en Heraldo

Sanidad Aragón - Salud mental

La unificación de la salud mental en Aragón, un problema serio de sanidad

Más de treinta colectivos integrados por asociaciones de vecinos, consejos de salud, partidos políticos, sindicatos o personal sanitario, mostraron ayer su rechazo a la decisión del Departamento de Sanidad de unificar las unidades de atención de salud mental, lo que supondrá el cierre del servicio en cinco centros de salud –Rebolería, Torrero, Las Fuentes, San José y Casablanca– para centralizar la gran parte de ellos en Valdespartera y el primero a Sagasta.

Los afectados aseguraron de que la reagrupación de enfermos mentales “ayuda a la estigmatización” y alertaron de que el largo desplazamiento provocará que los pacientes dejen de acudir a las consultas y “una pérdida de adhesión al tratamiento”.

La asamblea constituida por los consejos de salud de los barrios afectados, la asociación en defensa de la Sanidad Pública o la Confederación Española de Agrupaciones de Familiares y Personas con Enfermedad Mental (Feapes Aragón), entre otras entidades sostuvo que esta unificación en un centro, situado a una distancia de 14 kilómetros en el caso de Las Fuentes, “mermará la calidad de vida no solo del paciente, sino también de los familiares”.

Según explicó la asesora jurídica de Feapes, Patricia Hernández, estas personas con trastornos mentales, como la esquizofrenia, tardan muchos años en reconocer que necesitan iniciar tratamiento, tras una “lucha titánica” de sus familiares y añadió que “la complicidad y la confianza con su psicólogo o psiquiatra es fundamental en este tipo de pacientes y si ahora les van a cambiar de médico muchos de ellos no acudirán a la consulta”, indicó.

 

Sanidad Aragón

Fuga de habitantes del Aragón oriental a Cataluña por la atención sanitaria

Hasta el 10% de la población de algunos pueblos se empadronan en Lérida para garantizarse una asistencia sin trabas.

Los problemas de asistencia de los pacientes aragoneses que por proximidad acuden a hospitales de Lérida están provocando una fuga de habitantes a Cataluña desde las comarcas limítrofes. Lasbajas en el padrón para inscribirse en la vecina comunidad y conseguir la tarjeta sanitaria catalana empiezan a ser alarmantes. Algunos municipios las cifran en un 10% y hasta un 15%, y aseguran que «a este paso nos vamos a quedar sin gente».

Según los alcaldes consultados, los convenios firmados por la DGA no se están respetando. Los sistemas sanitarios, que miran con lupa el gasto, ponen desde hace dos años más trabas a quienes están empadronados en otras comunidades. A los ayuntamientos y a los facultativos de atención primaria de Aragón les llegan cada vez más quejas de pacientes que siempre han ido a Cataluña pero que ahora son derivados a hospitales de Barbastro, Huesca o Zaragoza.